Sunflower
Especialidad de la casa -Privado- 9A1qiH6
LINKS RÁPIDOS
GRUPO DE DISCORDRECICLAJE DE TEMAS LIBRES Y ABANDONADOSDebilidades/Habilidades/Poderes y sus Limites.CIERRE DE TEMASPETICIÓN DE HOGARESREGISTRO DE GIFS PERSONALIZADOS

Servidor de Discord
Invitado
Conectarse

Recuperar mi contraseña

¿Quién está en línea?
En total hay 15 usuarios en línea: 6 Registrados, 0 Ocultos y 9 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Alik Xаос, Dominik Kage, Guthrie, Ianira Belrose, Ieilael, Masayuki

[ Ver toda la lista ]


El record de usuarios en línea fue de 80 durante el Vie Sep 25, 2020 10:57 am
Últimos Temas

Últimos temas
» Please don’t bite [Priv. Jun'ichi Hōjō] [+18]
por Ieilael Hoy a las 5:34 am

» [Juego]La voz de tu personaje
por Aeolian Ayer a las 10:21 pm

» ¿Cual es mi destino? (LIBRE)
por Aeolian Ayer a las 10:09 pm

» [Privado] Dia de "Chopping" [Saanvi]
por Bushido Horuhe Ayer a las 9:08 pm

» Solo es cuestion de trabajo (Logan)
por Logan Smith Ayer a las 5:28 pm

» ¿Jugando a las escondidas? |Libre|
por Dominik Kage Ayer a las 5:24 pm

» Pure chance [ Priv Maximus ]
por Yerik A.L. Ayer a las 5:00 pm

» Do I know you? [Priv. Yerik]
por Yerik A.L. Ayer a las 3:51 pm

» I don't wanna hurt you [Priv Zachary]
por Derek Ayer a las 2:21 pm

» Ianira Belrose[ID][Terminada]
por Nanashi Ayer a las 2:04 pm

STAFF
Web Master
KANON
MP | Perfil
Administradores
Akali
MP | Perfil
Nanashi
MP | Perfil
Baltazar
MP | Perfil
Moderadores
Náyare
MP | Perfil
Cotta
MP | Perfil
Moderadores CB & Discord
Jun'Ichi
MP | Perfil
Ieilael
MP | Perfil
AFILIADOS

Hermanos
Crear foro
boton 150x60
Élite
counting ★ stars
Loving Pets
Especialidad de la casa -Privado- VsVsPET
Especialidad de la casa -Privado- OOFAPg8
NEON PARADISE
Sunflower
CRÉDITOS
Skin “Shine!” creado por Runa XIII e inspirado en la colección de tablillas de NympheaKeep it simple”. Un agradecimiento especial para Nymphea por su consentimiento, a la Asistencia de Foroactivo y los tutoriales de Savage Themes y The Captain Knows Best.

Todos los derechos son reservados. Las imágenes y el contenido alojados en este foro pertenecen a: DeviantArt, Zerochan, Pixiv y a Pinterest y se le acredita a sus respectivos autores.

No está permitido el uso de algún contenido propio de este foro sin permiso alguno. Se original, no copies.



Especialidad de la casa -Privado-

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Aleith Vaughn el Dom Ene 27, 2019 7:09 pm

La habitación estaba en tan malas condiciones que había comenzado un cuadro de tos que sonaba como si estuviera muriendo cuando probablemente ni siquiera era para tanto, odiaba el frío con todas sus fuerzas, se sentía cansado todo el tiempo, sin fuerzas y sin ganas de levantarse de esa horrenda cama. Había estado hasta hace unos días en la celda de castigo por golpear a un cuidador que se había pasado con Alethia, lo había golpeado y él lo había mandado a la celda de castigo. Así que regresó con tos, una tos tan horrenda que lo hacía mover la cama donde estaba acostado, el pequeño catre con los resortes de fuera, la habitación tan fría y él comenzó a canturrear para tener algo que hacer en lo que le pasaba el tiempo necesario para que pudiera dormirse o en lo que conciliaba el sueño.

El mismo cuidador fue a callarlo un par de veces y logró obedecerlo solamente porque estaba seguro que no iba a resistir si volvían a meterlo en la celda de castigo tan pronto. Quería salir de ese lugar, no soportaba el hedor, no soportaba la mugre, la pobreza, la decadencia. Y se hizo una promesa de no matar al siguiente amo que lo sacase de ahí, se hizo la promesa de esforzarse en permanecer afuera y evitar a toda costa ser regresado al mercado negro.

Tal vez fuera un poco más complicado de lo que hubiera pensado, tal vez fuera un poco más complicado de lo que pensaba, odiaba pertenecerle a alguien.

-Estoy aburrido-

Y volvió a toser hasta que se quedó sin aire y no pudo seguir cantando.

-Mierda-



Aleith Vaughn
Aleith Vaughn
Pan


Mensajes : 51

Licantropo Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Tsubane Hayashi el Dom Ene 27, 2019 7:34 pm


Detestaba lo mucho que la vida podía ensañarse con alguien como ella ¿Qué coño había hecho para merecerlo? Hasta donde recordaba de niña siempre intentó ser buena persona, e incluso luego de la catástrofe de su juventud intentó seguirlo siendo pese a que su mal genio no la ayudaba mucho...

-Deja de moverte- le ordenó una enfermera, sacándola de sus pensamientos mientras ella seguía forcejeando con las sogas.

Ese horrible laboratorio no le daba buena espina. Era más probable que ahí las personas atrajeran enfermedades en lugar de prevenirlas. La enfermera de antes le inyectó la clásica droga que el mercado negro usaba para suprimir los poderes y tener a las mascotas algo sometidas... y Tsu no pudo hacer nada al respecto. Medio aturdida, fue desvestida, revisada y estudiada. Le devolvieron sus ropas cuando estuvieron seguros de tener todos los datos médicos necesarios para hacer su ficha y después llamaron a los guardias para que la llevasen a una celda.  No podía creerlo... Apenas tres semanas luego de quedarse sin su segundo hogar y ahora estaba en manos de traficantes de personas. Maldijo en voz baja cuando el cuidador la lanzó en una "habitación" oscura y se fue pidiéndole no ser problemática.

-Tsk... imbéciles...- gruñó, estando por agregar un par de insultos más a su frase hasta que escuchó una tos detrás de ella. Claro, no podía suponer que le darían una habitación individual. buscó la fuente de la tos y se encontró con un muchacho recostado en un maldito intento de cama ¿En serio? Ni siquiera a un enfermo pensaban atender. Suspiró con pesadez, pensando en dejar de lado por un momento su furia de haber sido capturada -Hey, tú- se acercó al varón y le sujetó la cabeza para enderezarlo un poco -¿Estás bien?... Joder... qué tos. Moriremos aquí ambos si no te medican- mencionó aquello porque seguro si el otro era portador de algún parásito, los bastardos cuidadores no se molestarían en impedir que ella se contagiara.

Buscó por la habitación alguna fuente de agua y solo pudo encontrar un lavamanos viejo que, de suerte, dio un pequeño chorro. Puso debajo un vaso de plástico y le llevó el agua al chico de antes -Toma. Intenta aclararte la garganta al menos-


Tsubane Hayashi
Tsubane Hayashi
Hetero


Mensajes : 83

Edad : 24

Humor : Adivina

Vampiros Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/t1259-tsundere-albina-tsu-id

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Aleith Vaughn el Dom Ene 27, 2019 7:57 pm

Por un breve momento creyó que se trataba de Alethia y extendió la mano hacia ella, luego reparó en que el tono del cabello era blanco y no profundamente negro como el de ella. Aún así estiró la mano y tomó el agua que ella le ofrecía, se preguntó de dónde había sacado el vaso si es que él llevaba mucho más tiempo que ella en ese lugar. Tomó un sorbo del agua y volvió a toser hasta que se le llenaron los ojos de lágrimas. La habitación daba vueltas y se le cerraban los ojos. ¿Dónde iban a dormir si solamente tenían una cama?

-No creo ser contagioso... Vengo de la celda de castigo, así que los bichos están allá-

No recordaba haberse acostado, ni siquiera recordaba cuánto tiempo llevaba escondido en aquél lugar. Solamente sabía que todos los que conocía se habían ido, todos lo habían dejado atrás ya sea porque murieron o porque era hora de que se fueran con su nuevo amo. No era la excepción su hermana y ahora solamente estaba él. Sabía que era probable que estuviera delirando, así que la tomó de la mano para sentarla en la cama y se echó al suelo de la habitación sin mayor reparo, el suelo estaba tan frío que le hizo soltar un suspiro de satisfacción.

-Prometo morir pronto para no contagiarte-bromeó con los ojos cerrados-¿De casualidad no robaste nada de la enfermería? ¿Eres una alucinación?-

De cualquier forma era una alucinación muy divertida y muy atractiva. Podía verlo aún desde el suelo. Movió el cuerpo lentamente y se estremeció cuando la espalda quedó completamente apoyada, ella era... etérea. Como si fuera una criatura fuera de ese mundo. De alguna forma lo hacía estremecerse de horror, de placer, de atracción. No podía entenderlo, si estuviera en sus óptimas condiciones tal vez podría haberse dado cuenta de que lo que sucedía era sus instintos de licántropo reaccionando al vampiro que tenía delante.

-Tu cabello es blanco-murmuró con la voz ronca y estiró el brazo para tocarlo aún cuando ni siquiera se movió del suelo-Alucinación... Tienes la misma mirada que yo, los recuerdos nunca se van... algunas noches todavía sueño con él y sus asquerosas manos tocándome por todos lados. Siempre creí que Alethia no lo sabía, que ella no iba a enterarse jamás que él me tocaba y antes de irse me lo dijo, que siempre lo supo ¿Cuál era el caso entonces, señorita alucinación? Tuve que matarlo-murmuró tapándose los ojos con una mano-Su amo vino a buscarme para ofrecerme la posibilidad de matarlo sin consecuencias porque ella le había pedido que lo matara y me buscó. Lo maté lentamente ¿Sabes, señorita alucinación? El bastardo me tocó y yo...-

Ladeó una sonrisa divertida y sin más se soltó a reír a carcajadas hasta que las lágrimas le brotaron de los ojos. Tal vez si tosía lo suficientemente fuerte, el cuidador se acercara lo suficiente para que lo matase, aunque fuera con sus propias manos y después muriera por la fiebre.

-Señorita alucinación... tu cabello es blanco, el de ella es negro-se jaló el cabello y arqueó el torso hacia arriba para verse las puntas del cabello que sostenía con la otra mano-Como éste, mira-


Aleith Vaughn
Aleith Vaughn
Pan


Mensajes : 51

Licantropo Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Tsubane Hayashi el Dom Ene 27, 2019 9:51 pm


No era parte de su naturaleza ayudar extraños tan espontáneamente, menos si los afortunados en cuestión eran varones, pero en ese momento Tsubane no creía que las cosas pudieran complicarse o arruinarse más allá de lo que ya lo estaban. Capturada, herida por la batalla que tuvo con el cazador y agotada de haber intentado escapar por semanas, se resignó a olvidarse de sus problemas para centrarse un poco en el enfermo con el que compartía cuarto -¿Celda de castigo?- sabía lo que era, pero lo murmuró en voz baja porque no esperaba que de verdad usaran algo como eso. Que la tomaran de la mano para sentarla en aquella cama acabó por sorprenderla al grado en quedarse inmóvil por algunos segundos ¿Quién sería ese chico? podía oler su esencia, un licántropo, Tsu no quería imaginar que tan horrible podía ser el Mercado negro para reducir a un ser de una raza poderosa a un insignificante muchacho enfermo, postrado en una cama.  -Más te vale que en serio no me contagies, porque si lo haces y luego mueres te reviviré solo para matarte de nuevo- intentó bromear, pero ni siquiera su voz se prestaba para ello. Sonó como una grabadora, fría y sin emoción; sí, había robado de la enfermería el vaso de antes, pero no se le había ocurrido llevar nada más. Su ojos permanecían sobre el rostro del muchacho: se veía atractivo, seguramente cualquier loco considerado "amo" se vería satisfecho de adquirirlo. Suspiró... probablemente ella habría estado en el mercado desde 6 años atrás si por su padre hubiera sido... su padre. El rostro de la fémina se contrajo de ira pero intentó ocultarlo y ocuparse de nuevo en el chico que ahora intentaba tocar su cabello. Apartó el rostro; por muy enfermo que estuviera el infeliz no iba a dejarlo toquetearla a placer. Sus pensamientos aterrizaron de nuevo con las palabras del varón y esta vez, la expresión en su rostro fue terror puro -¿De qué rayos estás hablando?- murmuró para sí, todas esas palabras le traían horribles recuerdos.

-¡Ya es suficiente! ¡Mierda!... Calla de una vez- las carcajadas no habían sido tan espeluznantes como la descripción del ultraje y asesinato. Con algo de esfuerzo por la droga que recorría su sistema, la albina levantó el cuerpo del chico para colocarlo de nuevo en el catre. El suelo helado no haría más que matarlo más rápido y ella no quería compartir celda con un cadáver -No se de quién rayos hablas, pero me alegra saber que lo mataste...- susurró al tiempo en que se tocaba a si misma los brazos y labios, intentando alejar de su mente las palabras lascivas, los sollozos de su madre, el dolor en el cuerpo y el orgullo -Me hubiera gustado hacer lo mismo que tú- no tenía por qué develar su pasado con un perfecto extraño... pero dudaba de su supervivencia. Sus palabras morirían con él -Me hubiera gustado matarlo cuando no detuvo a esos hombres... ni siquiera por los gritos de su esposa... o por mí cuando me pusieron las manos encima... pero yo fui más cobarde y huí ¿sabes? ... dejé que la mataran por mí y me escapé- suspiró al borde del llanto pero no tenía caso; las lágrimas no revertirían el tiempo -Tsk... está helando aquí- decidió cambiar de conversación para evitar quedar al descubierto más de lo que se había expuesto a sí misma.

Caminó hasta la puerta que habían cerrado apenas hacia un rato y gritó al exterior, intentando atraer al menos a un cuidador a ver si se dignaban a darles una manta. Pero sus gritos parecían ser absorbidos por las paredes al punto en que nadie los oía -Maldición...- volvió al catre y observó al varón pensativa -Tsk... no creas que hago esto por ti... no es como si me importara mucho si vivieras o no... y parece que de todos modos acabarás por contagiarme en algún momento, pero tengo frío- se explicó. Estaba agotada y eso era suficiente para dejar de ser tan quisquillosa con las cosas; se quitó la chaqueta que llevaba y se la echó encima al varón para posteriormente recostarse a su lado.El espacio era pequeño y apenas cabían los dos, apretujados, pero era mejor eso a quedarse en el suelo helado, su rostro apuntaba al cuerpo del chico y descubrió que, para su pesar, el ajetreo de la cacería la había dejado hambrienta... él olía muy bien. hizo un esfuerzo por voltearse sin caerse del catre y dio la espalda al chico, pues se estaba tomando demasiadas confianzas para ser alguien a quien acababa de conocer -Más te vale que no te acerques mas de la cuenta...- aclaró, agotada -Si se te ocurre cualquier cosa fuera de lugar te patearé de nuevo al suelo-






Última edición por Tsubane Hayashi el Dom Ene 27, 2019 10:20 pm, editado 1 vez
Tsubane Hayashi
Tsubane Hayashi
Hetero


Mensajes : 83

Edad : 24

Humor : Adivina

Vampiros Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/t1259-tsundere-albina-tsu-id

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Aleith Vaughn el Dom Ene 27, 2019 10:17 pm

Hacía demasiado tiempo que nadie lo cargaba cuando estaba enfermo y se sorprendió un poco al notar que ella no era una alucinación y que le había contado dos de sus mayores secretos. Pero no tuvo fuerzas para decir mucho más. No entendía por qué la habían metido a la celda con él si era evidente que había celdas mucho más cuidadas como la que tenía Alethia hasta hace poco, había lugares más decentes que el suyo y no obstante ahí estaban ambos, ahí estaban tratando de no morir congelados.

-Hablaba de mi padre... Entonces eres real, señorita alucinación y me dejaste decir todas esas cosas vergonzosas-

Recargó la cabeza en su espalda y se estremeció al sentir el contraste de su piel helada contra su frente hirviendo en fiebre. Estaba demasiado cansado por toser tanto, por el silbido de sus pulmones que era todo lo que se escuchaba en ese lugar y la forma en la que ella se alejaba de él. Sabía que había sido una posibilidad que él mismo terminara por ser como ella, asustado del contacto con los demás, aterrorizado de sus propios fantasmas y horrorizado por la forma en la que habían abusado de él por años. Pero se había ido al extremo opuesto donde usaba el sexo como una herramienta. De cualquier forma eran personas ligadas fuertemente a su pasado, ligadas a lo que los demás habían hecho con ellos y los despojos que los habían hecho ser lo que eran. Ahora mismo ya no tenía nada más de ese pasado, sus padres estaban muertos y solamente Alethia seguía con vida, luego del accidente que casi la mata.

-Si muero no me revivas, o te atormentaré por siempre y te perseguiré por todos lados para contarte malos chistes hasta que te hartes de mí-bromeó de vuelta-Suena algo genial, ¿No?-

Se apretujó contra la pared para no incomodarla y perdió la conciencia mucho más que caerse dormido. No podía respirar con regularidad, no podía dejar de escuchar ese silbido y un ataque de tos lo despertó un par de horas después, pero fue consciente de donde y con quien estaba, así que evitó tocarla todo lo que pudo a excepción de su cabeza recargada en su espalda y tembló de frío.

-Maldición. Señorita alucinación, necesito pararme de la cama. No vayas a patearme si te toco sin querer-

Se levantó de la cama para ir a mojarse la cabeza. Era una mala idea bajarse la fiebre de esa manera, considerando que el frío había hecho que enfermara de esa manera, era una mala idea, pero no tenía otra forma de continuar con vida y evitar morir. Quería tanto salir de ahí que dejó la cabeza bajo el chorro del agua y regresó a sentarse en un borde de la cama.

-Eres demasiado bonita para estar aquí, señorita alucinación. Seguro que te compran rápidamente como hicieron con ella-

Aleith Vaughn
Aleith Vaughn
Pan


Mensajes : 51

Licantropo Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Tsubane Hayashi el Lun Ene 28, 2019 11:35 am


Sentir su rostro caliente contra la espalda en un primer momento la incomodó, pero ese sentimiento desapareció tan pronto se dio cuenta de que ese calor era mayor al considerado natural, incluso para alguien de su raza -Yo no obligué a decirme nada... solo te escuché...- suspiró, encogiendo las piernas un poco contra su cuerpo. Seguro que si afuera no estaba nevando no tardaría mucho para que empezara. Le hubiera gustado poder hacer algo por él... pero en el lugar en el que estaban ambos eran simples objetos que serían vendidos, sanos o enfermos -Claro... porque tiene mucho seguido perseguir a una extraña en lugar de ir a asechar a la otra persona de pelo negro- respondió a su broma usando las palabras que el había estado repitiendo antes. Si en medio de un delirio por fiebre hablaba tanto de esa persona, seguro era alguien importante. Decidió no hablar más porque de un momento a otro lo escuchó dormir... si es que se le podía llamar así a ese aparente suplicio. Era un asco toda la situación, podría llorar por todas las emociones contenidas pero ya no tenía sentido, lo mejor era resignarse y quedarse como estaba para conservar un poco de calor corporal.

No supo en qué momento ella se durmió también, pero fue la tos brusca su compañero lo que la despertó, no respondió acerca de patearlo, en su lugar lo siguió con la mirada y se enderezó cuando escuchó de nueva cuenta el agua corriendo en el grifo de la celda -¡Hey no! ¿Que estás loco?- cuando lo tuvo sentado al lado buscó entre las cosas que había por ahí algo con qué secarlo, pero no había nada -Sólo harás que la hipotermia te consuma más rápido- colocó una mano en la frente ajena, hirviendo aún, como lo suponía. Estaba pensando en pedir ayuda cuando el comentario del varón y se sonrojó con violencia, volviéndose hacia otra parte con la esperanza de no ser vista en la oscuridad -C..creí que ya había quedado claro que no era una alucinación- tartamudeó, de frío y de vergüenza -Me llamo Tsubane... mis conocidos me dicen Tsu- se hizo consciente de que incluso habían tomado una siesta juntos y no sabían sus nombres -Y no espero que me compren... intentaré escaparme después, prefiero que me maten antes que ser de alguien como si fuera una alfombra nueva- gruñó.

La joven se levantó una vez más de aquel intento de cama y se acercó a la puerta, observando a un cuidador pasar por ahí... o al menos eso percibió por la hendidura que se creaba entre las bisagras -Oye, tú...- sonó muy dulce, más de lo que le habría gustado, al punto en que sintió náuseas por su proceder -Ven aquí un momento ¿Quieres?- con que abriera la puerta bastaría. Eso esperaba, no creía ser tan mala seduciendo aún con su prácticamente nula experiencia, por ello la carcajada proveniente del exterior acabó por confundirla -¿Ah si? No me digas ¿tienes un obsequio para mi?- se mofó el extraño, haciendo que la vampiresa se cabreara. Genial, había roto el record de más humillaciones en un día -No, idiota- el tono dulce se había ido -La que quería el regalo era yo, imbécil- el enfado podría costarle un castigo, lo sabía, pero ya le daba lo mismo -Quiero saber si me podrías dar una maldita manta antes de que sea una paleta helada- espetó -A fin de cuentas dudo que alguien pague dinero por tener una estúpida mascota muerta-

El cuidador soltó una segunda carcajada y accedió al pedido, solo porque la chica "lo había hecho reír" -Volveré en un rato con tu manta, dulzura, pero más te vale que cuides esa boca o tendremos que hacer algo con ella. Mas te vale que cuando toque la puerta en unos minutos retrocedas hasta la pared opuesta, o tendré que darte una descarga eléctrica- se explicó el hombre y, a los pocos segundos, sus pasos desaparecieron por el pasillo. Tsu se volvió a su compañero y se dejó caer junto a él, temiendo que el mueble que los sostenía se  rindiera ante el peso de ambos -La buena noticia, tendremos una manta... la mala es que quedé como idiota- murmuró y se dejó caer hacia atrás.

Llevaba cerca de una hora en ese lugar y ya estaba en riesgo su vida; eso no podía ser más que una "maravillosa" señal, entendiéndose la frase con todo el sarcasmo del mundo.


Tsubane Hayashi
Tsubane Hayashi
Hetero


Mensajes : 83

Edad : 24

Humor : Adivina

Vampiros Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/t1259-tsundere-albina-tsu-id

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Aleith Vaughn el Mar Ene 29, 2019 7:59 pm

No era normal que una persona estuviera tan fría, tal vez él estaba demasiado caliente como para sentir bien la temperatura de las demás personas. De cualquier forma su contacto se sentía bien y cerró los ojos como un pequeño cachorro hambriento de amor, era vulnerable cuando Alethia no estaba cerca, siempre estaban separados, siempre en lugares opuestos donde no podían encontrarse y él se sentía perdido y miserable, al menos hasta que se acostumbraba a su ausencia.

-Hipotermia...-

Un desagradable temblor comenzó a sacudirlo furiosamente y la tomó de la mano sin darse cuenta, su temperatura subió rapidamente hasta volver a alcanzar el estado en el que estaba antes del agua y una vez alcanzado ese punto, simplemente dejó de temblar. En cambio volvió a delirar como si no estuviera pasando nada grave con él. Al menos estaba mucho más consciente que hace unas horas.

-Cuando venga a dejar la cobija quiero que te quedes en una esquina, voy a cometer una tontería muy necesaria ¿Tendrías mucho cargo de conciencia si mato enfrente de ti al guardia? ¿Quieres que espere a que te lleven lejos? Llevo tiempo queriendo acercarme a él, intentó abusar de Alethia-

Se la tenía jurada. Lo llevaría consigo así fuera lo último que hiciera en la vida. Se lo había prometido a ella, que se encargaría de él y no permitiría que sus palabras fueran en vano. Claro que era probable que la señorita alucinación no le permitiera hacer algo como eso. Sería bueno que fuera así, le evitaría tener que mancharse las manos de sangre de nueva cuenta. Le dolía el cuerpo, los músculos por la tos y la respiración tan superficial.

-Tsu-la llamó para no olvidar su nombre-Tsum, Tsum-soltó una risita y levantó una mirada febril hasta ella, que yacía parada frente a él, observándolo-



Aleith Vaughn
Aleith Vaughn
Pan


Mensajes : 51

Licantropo Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Tsubane Hayashi el Dom Feb 03, 2019 12:49 pm


Era sorprendente la empatia que había desarrollado por aquel chico pese a no conocerlo. La alteraba saber que no podía ayudarlo y que probablemente para el día siguiente aquella celda acabara por ser solo para ella. Lo miró preocupada en cuanto el cuerpo ajeno se estremeció en temblores -Oh, por favor- apretó su mano intentando dar al menos algo de apoyo moral -Era broma lo del contagio,no vayas a morir ahora- quiso levantarse a ver si con un poco más de agua podía hacer algo al respecto, lo dudaba. tal vez podría gritar de nuevo hasta que algún otro cuidador escuchara.

El plan del varón respecto a atacar a quien les llevaría las mantas resultó una completa sorpresa para la albina, que lo miró atónita -Espera... ¡¿Qué?!- no podía creer lo que acababa de escuchar. No importaba el cargo de consciencia, a fin de cuentas la  basura de personas que trabajaba ahí no le importaba, además, por los argumentos que el chico, estaba más que de acuerdo en que el cuidador idiota debía morir. Pero ese no era el punto -¿Estás loco? ¿Cómo quieres matarlo? Estás demasiado débil, hace un rato ni siquiera podías moverte bien y ¿Pretendes emboscar a un tío alto, fuerte y que definitivamente no está enfermo?- se retorció un mechón de cabello con nerviosismo -Te matará antes de que te acerques siquiera un metro- intentó hacerlo razonar, dispuesta a continuar con una gran lista de motivos por los cuales debería de dejar de tentar a la suerte y esperar a que llegara una cobija y algo de medicamento, cosa que no llegó a lograrse por los pasos que resonaron en el pasillo.

Se debatió un momento, incapaz de decidir si permitir al otro cometer la locura de la que había hablado o detenerlo. Cuando las llaves sonaron en la cerradura decidió que de igual manera no podría hacer nada al respecto y probablemente su compañero tampoco, dudaba de su capacidad de moverse rápido.

-Volví, señorita incitadora. Más te vale que estés cerca de la pared como te dije, no me gustaría tener que darte una descarga- la voz del hombre anunció su entrada y Tsu se apartó, tal como él dijo, hasta el muro de piedra al otro lado. Tal vez en ese momento le convenía comportarse, había escuchado a una enfermera decir que en ese lugar los privilegios se ganaban con buena conducta.

La puerta se abrió y entró un hombre con una manta debajo del brazo izquierdo y  en la diestra un aparato que daba descargas eléctricas. La vampiresa miró alternadamente la manta, deseando poseerla y enredarse en ella tan rápido como fuera posible, miró al sujeto, que la miraba con una expresión que le dio nauseas y ganas de desaparecer en la pared tras ella... o despegarle la cabeza de un golpe, cosa que no podría hacer por su patético estado. Miró a su compañero de celda, esperando: que se comportara adecuadamente y se quedara quieto en cama para recibir atención medica, o que cometiera la locura que había mencionado antes

Tsubane Hayashi
Tsubane Hayashi
Hetero


Mensajes : 83

Edad : 24

Humor : Adivina

Vampiros Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/t1259-tsundere-albina-tsu-id

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Aleith Vaughn el Dom Feb 03, 2019 5:08 pm

Su reacción le sacó otra de esas risas que parecían ladridos, ahogamientos o algo parecido. Quiso dejar de reírse, de toser o de hacer cualquier cosa que no le permitiera hablar, pero no podía así que se rindió y se quedó riendo como demente en la cama en la que estaba hasta que pudo volver a respirar con normalidad y escuchó al cuidador venir. Sentirse tan débil era una miseria y probablemente ella tenía razón. Tenía demasiada fiebre como para asesinar a alguien, ni siquiera tenía la fuerza para ponerse en pie sin tambalearse, ni qué hablar de enfrentarse físicamente a alguien que lo sobrepasaba en peso y altura, seguramente lo mataría con una de sus manos. Pero también cuándo volvería a tener esa oportunidad, cuándo podría acercarse a él de esa manera y cumplir la promesa que le había hecho a su hermana.

Observó al cuidador fijamente hasta que entró al lugar y la posición de Tsum, tsum en la celda. Estaba lo suficientemente lejos como para no ser afectada por sus tonterías y le había demostrado a ese hombre que iba a cooperar, así que entrecerró los ojos cuando lo vio acercarse y esperó el momento oportuno. Lo vio transformar su expresión a aquella lujuriosa que le conocía tan bien y se le encendió la sangre. Si estaba considerando seriamente no hacerlo frente a ella, cambió de parecer con sus palabras.

-Oh, de verdad eres igual a tu hermana ¿Estás seguro que eres hombre? Te ves tan lindo e indefenso ahí tirado, tal vez deba cobrarme contigo lo que no pude hacerle a ella ¿Qué dices? Ahora quédate quieto y no intentes nada, la enfermera me ha mandado con una inyección para ti-

Se quedó todo lo quieto que pudo porque claro que quería esa inyección, claro que iba a cooperar, pero también aprovecharía la oportunidad para asesinarlo, siempre había procurado que no supieran que era el responsable y esta vez había tenido demasiado tiempo para pensarlo, iba a hacerlo de tal forma que nadie supiera la verdad. Él se acercó a inyectarlo en el trasero sin ninguna clase de cuidado, lo había desnudado con movimientos bruscos, le había hecho jirones la ropa y sin dudas lo había lastimado al inyectarlo así, no pudo evitar soltar un quejido que solamente lo hizo reír a carcajadas. Pero maldición, claro que iba a cobrarselas, se levantó de la cama detrás de él y caminó a su espalda sin hacer ninguna clase de ruido. Tenía que sostenerse de la pared para lograrlo, para ser silencioso.

Esperó hasta que estuvo cerca de la puerta para lanzarse a su cuello y ahorcarlo. Él se tambaleó y trató de gritar. Pero estaba apretando su tráquea y en cambio lo que hizo fue azotarlo contra la pared una y otra vez para que se soltara. Pero no lo hizo, así que sacó el arma eléctrica y trató de usarla en su contra. Pero no había asesinado a hombres mucho más fuertes que él en vano, soltó su agarre simplemente para tener la fuerza de treparse más en él y hacer que se hiriera a sí mismo con esa cosa.

Él se desplomó en un segundo y se fue encima sin poder evitarlo. Le dolía el cuerpo, le faltaba la respiración y ni siquiera sabía si estaba muerto. Trató de moverlo cuando se puso de pie y notó que la pistola eléctrica había caído justo debajo suyo en el corazón... ¿Eso lo mataría?

-Mierda, mierda... Tsum, tsum ¿Estás herida? Quédate ahí, no te acerques ¡Guardia, guardia! Un accidente-

¿Iban a creerle? Se derrumbó a la mitad de la celda, respirando con dificultad y estiró la mano para tomar a Tsum, temblaba de tal forma que lo que tenía ahora era producto del su ataque de pánico y no de la hazaña tan arriesgada que había hecho. Estaba aterrorizado ¿Qué había hecho?

-Tsum...-



Aleith Vaughn
Aleith Vaughn
Pan


Mensajes : 51

Licantropo Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Tsubane Hayashi el Vie Feb 08, 2019 2:59 pm


Oh no, de verdad su compañero de celda se había vuelto completamente loco; era probable que la horrible fiebre que se cargaba le hubiera comenzado a destrozar las neuronas y el daño cerebral fuere irreversible. Al menos todo eso fue lo que le pasó con la mente en cuanto el varón comenzó a reír a carcajadas de ese modo. Esa idea solo se fortaleció al ver que se lanzaba contra el cuidador contra todo pronóstico.


No lo negaría el sujeto era despreciable, asqueroso... y calificativos más fuertes aún que no podían llegar a su cabeza por el momentáneo temor de que se quisiera aprovechar del chico aún con ella dentro del mismo espacio. No lo soportaba, no aguantaba nada que tuviera que ver con sometimiento a menos que ella fuera la empoderada. Creyó que el lunático de su amigo recapacitaría sobre su plan y haría lo mismo que ella, se recargaría contra la pared para no dar motivos de nada; esperaba que no tomara represalias ni siquiera por el brusco movimiento del sujeto al darle por fin el medicamento para su enfermedad. Ella misma quiso arrancar el brazo de aquel idiota por cómo lo había "curado" pero no tuvo tiempo de reaccionar: había creído que la prudencia ganaría en la cabeza de su compañero...

Pero erró -No hagas eso...-  dijo en susurros de espaldas al cuidador al ver sus primeros movimientos, pero eso no sirvió para detener la lucha posterior. Las piernas le fallaron y terminó en el suelo, contra la pared, observando frente a ella al débil licántropo y al cuidador probablemente muerto -Maldición...- murmuró ¿Que no se acercara? ¡Tenía que asegurarse de que se hombre no se fuera a levantar en cualquier momento para matarlos a ambos -No, no estoy herida- respondió a su pregunta y luego se acercó gateando hasta el cuerpo para tomarle el pulso,  para segundos después mirar al pelinegro atónita -Si lo mataste... no tengo idea de como... pero lo hiciste-

La escena era compleja de comprender si tomaba en cuenta que el asesino no era otro que con quien compartía celda y que además hasta hacía unos minutos estaba tan débil que le costaba mantenerse de pie. Sus ojos se posaron sobre el cuello del cadáver; a juzgar por su talla y complexión, seguramente recuperaría mucha fuerza si se alimentaba de él... aunque no era prudente porque la culparían de lo que había pasado ahí. Su atención volvió al joven junto a ella cuando se desplomó e intentó sujetarlo sin mucho éxito. Le acarició las mejillas al sentirlo temblar porque en sus ojos no percibió otra cosa que terror profundo, estaba segura de que los culparían a ambos y probablemente el castigo a recibir no sería nada placentero -Demonios... tranquilo, no parece que lo hayas matado... este... se electrocutó el mismo.... este lugar escomo un basurero, solo pudo tropezarse y ocurrió el accidente. Nosotros no...- se interrumpió a si misma al escuchar los pasos acercarse hasta ahí, observó al pelinegro y le hizo una seña de silencio. no dirían nada a menos que les preguntaran y mentirían.

Tsu intentó mantener la compostura aunque sus manos temblaban con violencia, a saber si de frío o terror -¿Qué mierda pasó aquí?- uno de los guardias entró gritando al ver al otro empleado en el suelo, no espero una respuesta y se acercó a examinar el cuerpo -¿Y bien?- la chica tomó aire y dijo lo mismo que había explicado a su compañero: el hombre tropezó y se hirió a sí mismo. Su voz temblaba y eso fue motivo suficiente para que el sujeto la levantara del suelo por el cuello de la camisa -¡Hey! ¡Suélteme! ¡Le digo que no hicimos nada y...!- una bofetada la calló. La soltaron en un rincón cerca de la puerta y el hombre se encaminó hacia el licántropo enfermo -¿Eso fue lo que ocurrió?- le apuntó con un arma que extrajo de su cinturón. La vampiresa se acercó de nuevo y apartó al sujeto como pudo -¿Mierda en serio nos culpa a ambos?- gritó como único medio para llamar la atención y distraerlo de su amigo -Llevo aquí cerca de una maldita hora y tengo aún su estúpida droga en la sangre, o sea que no tengo fuerza para luchar contra un troll como este- señaló entonces a su compañero y la jeringa con la que lo habían inyectado unos minutos antes -¡Y él está tan débil que ni siquiera a esa asquerosa cama se puede subir!- esperaba que le creyera, nunca había sido particularmente buena mentirosa pero no tenía alternativa en ese lugar.
Tsubane Hayashi
Tsubane Hayashi
Hetero


Mensajes : 83

Edad : 24

Humor : Adivina

Vampiros Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/t1259-tsundere-albina-tsu-id

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Aleith Vaughn el Jue Feb 14, 2019 11:19 am

Nunca había sido tan débil como para no poder terminar lo que había comenzado. Ni había sido tan cobarde como para no poder abrir la boca para mentir de esa manera que tan bien se le daba. Los vio maltratarla y tembló sin control, estirando la mano hacia ella para impedirlo, pero ellos no le hicieron el más mínimo caso. Así serían las cosas ahora, él era un cero a la izquierda y nada de eso importaba mucho más. Había eliminado a ese sujeto, lo demás era irrelevante.

-Si señor-murmuró con los ojos vidriosos por la fiebre-Tropezó y cayó, quise moverlo pero no tengo la fuerza-

Su voz había sido femenina como siempre, sus ropas hechas jirones y el temblor de su cuerpo probablemente hicieron la diferencia en su confesión. Había agachado la cabeza al final porque no creía poder contenerse mucho más tiempo, las lágrimas salieron sin que pudiera evitarlas y aunque era mucho más producto de la fiebre, de todas formas le dio el efecto necesario para que él lo pusiera de pie del brazo y lo fuera a botar a la cama como si fuera un bulto, así se sentía de todas formas, un mero bulto.

Se hizo bolita en la cama y ellos se llevaron el cuerpo lejos, todos sabían que lo había hecho él pero no tenían modo de probarlo y dejarían las cosas así por el momento, pero seguro que buscarían la forma de declararlo culpable. Fueron dejados a solas en la habitación sin más represalias y lo que fuera que hubieran dicho, alguna advertencia, alguna sanción, se perdió por completo para él. Lo había conseguido, lo había matado.

-Tsum-

Aleith Vaughn
Aleith Vaughn
Pan


Mensajes : 51

Licantropo Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Tsubane Hayashi el Lun Feb 25, 2019 8:18 am


Si la albina hubiera tenido en ese momento de demostrar su actitud habitual, probablemente ante la declaración de su compañero de celda habría reaccionado elevando una de ses cejas y riendo con sorna después por las lágrimas del chico y por la estupidez del guardia que cayó por completo en la historia de ambos. Tuvo cuidado de que ninguna de estas expresiones saliera a la luz mientras se llevaban el cuerpo de esa habitación y la puerta se cerraba de nuevo.

-Tranquilo, todo ha salido bien ¿Lo viste?- se acercó al chico y volvió a colocar la mano en su frente. No había pasado por alto su nerviosismo cuando llegó el cuidador, cosa que descuadraba completamente con la fiereza que había demostrado al atacar al hombre, minutos antes -Demonios, estás ardiendo. Espero que la inyección te puso ese bastardo sea en realidad algo de medicina y no solo agua- rebuscó por el espacio algún trozo de tela medianamente limpio para usar como pañuelo al menos mientras bajaba la fiebre del varón; al no encontrar nada que sirviera, terminó por romper un trozo de su camiseta para humedecerlo y colocárselo en la frente al pelinegro.

Estaba cansada, mucho, tal vez por las emociones de haber visto un asesinato o por el hecho de que ese día había peleado hasta el cansancio para evitar ser capturada (aunque a fin de cuentas perdió la batalla) -Agh... odio este lugar- se sentó en la cama junto al chico y le acarició el cabello por entretenerse en algo mientras dejaba que los minutos pasaran. El sueño terminó por vencerla, sus párpados se cerraron y recargó la espalda contra la pared. No necesitaba recostarse, con descansar solo un poco le bastaba. No fue consciente de cuanto tiempo pasó hasta que un ruido la despertó de súbito: estaban metiendo las llaves en la cerradura de su celda otra vez -- otro cuidador, distinto a los que habían estado ahí antes, ingresó a la celda y la señaló con la diestra -Ya te compraron, que bien por ti. Recoge lo que sea que tengas y quieras llevar contigo, es hora de irnos-.

La vampiresa abrió la boca para intentar balbucear una respuesta, pero no consiguió articular demasiado ¿En serio la habían comprado tan rápido? -Yo...- el hombre avanzó decidido hasta ella, la tomó de un brazo sin agredirla, pero tampoco sin suavidad y caminó con ella a la puerta -Tú nada. No debemos hacer que el cliente pierda tiempo, si no tienes nada contigo vamos ya- iba a salir de la celda con ella pero la joven se detuvo para volverse a su compañero, quien sabía su nombre pero ella no el suyo -Búscame fuera cuando salgas- exclamó -En la fuente del parque central, o donde sea, al atardecer. Búscame si luego sales- no tenía idea de porque le pedía eso, pero no quería abandonarlo. Había llegado a sentir empatía por él, lo esperaría para verlo de nuevo.

El cuidador la hizo salir de ahí y antes de que la albina pudiera seguir con su despedida, la puerta se cerró con llave y ella tuvo que caminar a la recepción.


Off-rol:
Creo que hasta ahí quedamos por este tema. Te parece si seguimos otro?



Tsubane Hayashi
Tsubane Hayashi
Hetero


Mensajes : 83

Edad : 24

Humor : Adivina

Vampiros Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/t1259-tsundere-albina-tsu-id

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Aleith Vaughn el Dom Mar 17, 2019 9:32 pm

Soltó una risita divertida cuando ella fue comprada, claro que iban a llevársela primero, era demasiado hermosa para pasar un día completo en ese lugar. Esperaba sinceramente que la bestia que se la hubiera llevado mínimo la tratara bien, que mínimo la cuidase y no le hiciera daño. Pero tal vez estaba pidiendo demasiado, eran mascotas, eran para usarse y no para cuidarse. Era raro el amo que cuidaba de su mascota con una sincera preocupación por su bienestar, muchas de las veces que eran cuidados no era más que por el beneficio del amo. ¿Por qué alguien se esforzaría por ellos?

-Te buscaré-murmuró-

Y la observó salir siendo jalada por ese otro sujeto, estaba cansado de ese lugar y realmente agradecido de que no hubiera tenido que quedarse más que un día. Él podría contagiarla fácilmente si acaso se descuidaba un poco y no quería cargar en su conciencia la muerte de una persona inocente, no cuando ni siquiera había sido su intención hacerlo. Ahora que ella no estaba, que su hermana estaba fuera y que el cuidador estaba muerto bien podría pudrirse en ese lugar y no pasaría nada. Estaba satisfecho con lo que había conseguido. Satisfecho con todo, no aguantaría demasiado de todas formas.

Alethia lo entendería.

Spoiler:
Aleith Vaughn
Aleith Vaughn
Pan


Mensajes : 51

Licantropo Pet
https://sunflower.foroactivo.mx/

Volver arriba Ir abajo

Especialidad de la casa -Privado- Empty Re: Especialidad de la casa -Privado-

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.